Plataforma cloud BlueMix, servicios en la nube de IBM

Vamos a pegar un buen repaso a una de esas plataformas de servicios en nube que actualmente está compitiendo con uñas y dientes a los grandes del terreno como Amazon, Microsoft o Google. Estas tres últimas son clouds públicas (compartimos recursos con otros usuarios) y ahí es donde IBM se ha querido diferenciar con su plataforma Cloud BlueMix.

PLATAFORMA CLOUD BLUEMIX

Va a ser la puerta de acceso a todo el mundo cloud de IBM. Es la herramienta que nos permite acceder a una serie de recursos de almacenamiento y computación en la red. Trabaja bajo un modelo de pago por uso y permite tener tanto una cloud pública como privada, o trabajar en ambas mediante un entorno híbrido.

Como quieren una contratación directa, dispone de un configurador de escenarios para el cálculo del pricing. Claro y sin sorpresas. Aplicaciones como FITBIT, CABIFY, HERTZ, CAR2GO utilizan ya de manera exitosa esta plataforma, al igual que clientes a nivel de banca (CAIXABANK) o de sector eléctrico (IBERDROLA)

Uno de sus signos distintivos es la triple red de comunicaciones: pública, privada y de gestión. Todas independientes entre sí en todos y cada uno de los sistemas. Entornos públicos y privados, almacenamiento, sistemas de seguridad, entornos físicos, virtuales… abarca todas las necesidades del cliente empresarial, por lo que le auguramos un prometedor futuro.

Parece que se han dado cuenta de que, cada vez más, las necesidades de nuestros clientes se encaminan hacia una utilización híbrida de la nube. Es palpable que todavía cuesta subir el ERP a la nube, pero para aplicaciones como el correo o la gestión documental se empieza a ver el cloud como algo normal. Y esto es sólo es el principio.

Una de las grandes ventajas de IBM es que no cobra la subida de datos. El tráfico entre servidores es gratuito (IBM utiliza su propio sistema -Softlayer-), y también el de descarga (tiene un límite de 500 GB por servidor, pero los clientes pueden distribuir sus datos entre varios servidores). Y con una disposición del dato total: ha sido el único proveedor sin caídas de servicio en los últimos años.

Otra cosa que nos gusta mucho es que hay muchos servicios disponibles desde el catálogo. Permite integración con nuestras aplicaciones on premise y tiene una disponibilidad en segundos.

Instalado en Munich, Frankfurt (abierto debido al Brexit), Londres y USA

MODELOS DE SERVICIO

Las opciones de despliegue de la plataforma cloud BlueMix permiten tanto el local, el público y el dedicado (en el que puedo elegir el datacenter y dispondré de un acceso por VPN). Vamos a detallar los más importantes:

IaaS (Infraestructura as a Service)

Se traslada al entorno de nube los servidores, almacenamiento y networking, manteniendo una gestión manual de las aplicaciones, dato, middleware y virtualización. El usuario es responsable de administrar y actualizar todo lo que instala.

Caas (Containers as a Service)

Containers IBM as a Service + Kubernetes. Se ha incorporado Kubernetes para desplegar las aplicaciones sin tener que preocuparnos por librerías, versiones… de forma que la portabilidad está asegurada. No necesito un sistema operativo en cada contenedor (gran ventaja respecto a las máquinas virtuales), son más ligeros y me da mayor velocidad de despliegue.

Elementos básicos:

  • Imagen: es la plantilla estática para construir el contenedor
  • Contenedor: instancia en ejecución de una imagen. El contenedor contiene todo lo necesario para que pueda ejecutarse una aplicación.
  • Registro: almacena y distribuye imágenes del contenedor
  • Docker Engine: motor para crear y ejecutar las opciones de la aplicación.

PaaS (Platform as a Service)

Platform as a service basado en Cloud Foundry. La puesta en producción es inmediata: no necesita de setup. En Boilerplates incluso podemos escoger entre aplicaciones ya realizadas que nos permiten disminuir nuestras horas de programación.

Hay un panel de control para comprobar el estado de la aplicación: gestión de logs, diagnósticos, adición de funcionalidades… Veo cuantas instancias tengo en ejecución, capacidad de uso, servicio de autoescalado (puedo configurar políticas), servicio de monitorización (información de disponibilidad, testeo desde diferentes emplazamientos geográficos para comprobar los tiempos de respuesta)…

Si necesitamos integrar nuestra aplicación cloud con otra de nuestro datacenter, podemos establecer un túnel entre ambos (hablamos de la plataforma cloud BlueMix pública, ya que en la privada la conexión es directa por VPN).

Serverless

Serverless es un servicio en el cual sólo me preocupo de programar piezas y dejarlas en una plataforma donde arrancamos y ejecutamos acciones. No aprovisiono ninguna infraestructura: sólo programo un trozo de código y lo ejecuto. Y sólo pago por ese tiempo de ejecución. Hay un pool de acciones que se ejecutan en función de lo establecido.

Es un modelo basado en triggers: cambios en base de datos, recepción de señales de dispositivos… asignando reglas de actuación a cada cambio. Provee paquetes de acciones de IBM (servicio de traducción, forecast, read, write…) de terceros, y por supuesto también los propios.

ToolChain

Nos da una serie de herramientas del entorno de DevOps para edición de aplicaciones: herramientas de pruebas, de edición gráfica, control de versiones, colaboración…

El servicio API Connect proporciona APIs para que, interna o externamente, puedan programarse aplicaciones conectadas a la plataforma, estableciendo un control de acceso al servicio (a nivel de llamadas, etc…).

SaaS

“Nube Total”. Todo en nube, cero gestión local que nos permite centrarnos en la programación de las aplicaciones.


La plataforma Cloud BlueMix es una apuesta muy seria del fabricante. Por las funcionalidades y el precio es un competidor muy a tener en cuenta por las grandes, así que habrá que ver como evoluciona a lo largo de 2017 y 2018.

También te puede interesar

The following two tabs change content below.

Pello Gámez

Key account manager en Conasa, especializado en hacer felices a mis clientes. Empeñado en unir marketing y móvil. Optimista convencido.
Compartir: